Sabemos que esta no es la misma Navidad de siempre. Por ello, Fabiola Perdomo, secretaria de Bienestar Social, a través de la Subsecretaría de Primera Infancia, hizo un llamado a padres y cuidadores para extremar medidas este 7 de diciembre, la ‘Noche de las Velitas’, y conmemorar esta festividad en familia respetando las medidas de bioseguridad.

Es necesario comprender que se han naturalizado en nuestro cotidiano elementos que hace un año no usábamos: tapabocas, gel antibacterial, alcohol u otros implementos, artículos que combinados con el fuego se convierten en elementos de alto riesgo.

En ese marco, esta Navidad es mucho más delicada que las anteriores. Si diciembre es un mes donde se aumentan los casos de niñas y niños en la sala de quemados, este año urge extremar aún más las medidas.

De acuerdo con información suministrada por el Instituto Nacional de Salud, 500 adultos y 300 niños lesionados por pólvora cada año en promedio ydurante los últimos diez calendarios de vigilancia epidemiológica, permiten observar una serie de comportamientos arraigados.

Tenga presente las siguientes recomendaciones…

– La pólvora es un material explosivo y un poderoso contaminante ambiental.

– La pólvora es peligrosa para los adultos y puede ocasionar accidentes mortales a quienes trabajan con ella o, simplemente, a quienes están cerca. Cuánto más lo será para los niños de primera infancia.

– No permita que los pequeños estén expuestos a su manipulación; corren un alto riesgo de sufrir quemaduras por uso indebido.

– En la mayoría de los casos los niños, después de manipular la pólvora y ante el descuido de los padres, se llevan las manos a los ojos provocando irritación.

– Las graves quemaduras e intoxicación con pólvora ponen en peligro la salud visual de los menores de edad.

“Esta Navidad debemos aprender el valor del cuidado de la vida, la nuestra y de nuestra familia. Para encender la alegría y la esperanza no necesitamos los fuegos artificiales. Lo más importante es el fuego interior del amor y el calor del hogar”, expresó la secretaria de Bienestar Social,Fabiola Perdomo.

A su vez, Carlos Velasco, subsecretario de Primera Infancia, considera que hoy todas y todos debemos ser cuidadores de la vida. “Por historia los hombres hemos sido llamados a cambiar nuestras prácticas y ser más cercanos a nuestros niñas y niños, con el amor y la protección sobre accidentes que puedan destruir las experiencias de vida de nuestras primera infancia y frente a un virus que podría quitarnos la oportunidad de crecer, vivir y transformar”, concluyó el Subsecretario.

Fuente: @AlcaldiadeCali